La flauta mágica

la_flauta_magica

A lo largo del tiempo se han hecho muchas preguntas acerca del significado que Mozart quiso conceder a “La flauta mágica”: ¿Oratorio masónico? ¿Rito para iniciados? ¿Singspiel fantástico? ¿Cuento de hadas didáctico?… Querámoslo o no, todo en “La Flauta” está repleto de referencias y simbología masónicas, cosa nada extraña si compositor y libretista lo eran. Sea lo que fuere, Mozart quiso plasmar sus ideales sobre el amor, la amistad, la sabiduría, la verdad…, dando vida a unos sentimientos representativos de toda la humanidad y no privativos de la hermandad en la que militaba.

Sigue leyendo

El elixir de amor

Elisir-de-amor

Aquejada de un proceso intestinal largo y latoso, decidí cambiar la entrada de la ópera “El elixir de amor” para la última representación, con la finalidad de restablecerme de mi dolencia. No resultó difícil el trueque y, ahora, lo entiendo; pero en aquel momento no me paré a pensar si con el cambio saldría perdiendo… Con todo, no me arrepiento del aplazamiento, puesto que dio lugar a mi casi total recuperación pudiendo asistir a la función con buen ánimo.
Sigue leyendo

Don Carlo

vivienda

La primera vez que asistí a la ópera Don Carlo había bregado duro durante toda la jornada, me sentía medio griposa, salí tarde del trabajo más tarde de lo acostumbrado y, para colmo de males, la obra comenzaba una hora antes de lo habitual, dada su larga duración. Imposible llevar coche a causa de la dificultad para aparcar por la zona. Un taxi, ¡ni soñarlo!, además de caro no era garantía de llegar a tiempo por culpa del atasco que imperaba a la hora de salida de los colegios…. No me quedaba más solución que depender de una combinación entre autobús y Metro. Sigue leyendo

Capriccio

opera1

Clemens Krauss fue el autor del libreto de la última ópera de Richard Strauss, Capriccio -estrenada en Munich en 1942-, escrito con la colaboración del propio compositor, casi octogenario, en el que desarrolla una idea de su amigo, el escritor judío Stefan Zweig, planteando el viejo dilema entre la primacía de la palabra o de la música en la ópera:

“Lleva ya el lenguaje canto en su interior, o la música vive sólo impulsada por él? Una está en el otro y quiere ser el otro. La música despierta sentimientos que impelen a la palabra. En la palabra vive un ansia de sonido y de música”. (Richard Strauss y Clemens Krauss: “Capriccio”. Escena VI). Sigue leyendo

El canto del cisne

evalucion

Imposible pasar por alto la ópera Falstaff compuesta por mi operista favorito, Giuseppe Verdi; opera que nada tiene que envidiar a la mejor obra cómica de Mozart, otro de mis compositores preferidos. Esta ópera resultó el canto del cisne de un compositor casi octogenario que, basándose en un magnifico libreto de su amigo Arrigo Boito, que superó las fuentes shakesperianas, compuso una obra alegre, juvenil, de fino y vigoroso humor al mismo tiempo, estrenada en el Teatro de la Scala de Milán el 9 de febrero de 1893 y en el Teatro Real de Madrid el 10 de febrero de 1894. Sigue leyendo

La Calisto

Hace días asistí a la ópera “La Calisto” en el Teatro Real, del compositor veneciano de la etapa barroca, Francesco Cavalli, libreto de Giovanni Faustini, basado en el “Libro ll de “Las Metamorfosis” de Ovidio.

Al ver que, en el último minuto antes de comenzar la función, el aforo no llegaba a la mitad, pensé que poco podía esperar de la obra… Pero me equivoqué: por lo pronto el escenario (salvo durante un corto prólogo) gozó de una luminosidad un tanto psicodélica a la que estamos poco habituados los asistentes al Real; y los personajes que aparecían en escena, no iban totalmente uniformados -como en óperas anteriores- sino que vestían los más variopintos ropajes. Aunque diferentes en la  temática, la obra me hizo recordar “El sueño de una tarde de verano” (o “El sueño de una noche de San Juan”, que parece ser lo correcto), de Shakespeare.  Tal vez se debiese a los enredos amorosos entre seres humanos y  quiméricos y las pasiones ambiguas generadas por las artimañas de unos y otros. Sigue leyendo

Las óperas de Briten que tuve ocasión de ver

Después de asistir a la representación de “Gloriana” he de reconocer que Benjamín Briten es un operista de excepción, además del mejor compositor de su época, abarcando prácticamente todos los ámbitos de la música seria.

La primera ópera a la que asistí de este autor -“Peter Grimes”- y también la primera que compuso, me causó cierta desazón. Al principio ni siquiera llegué a entenderla, hasta que fui ahondando en la identidad de los personajes a los que Briten dio vida, tan opuesta a la mentalidad de la gente del entorno en qué se desenvolvían, incapaz de comprender lo distinto -rasgo común en los protagonistas de sus óperas- siendo los sentimientos y actuaciones de sus héroes, tan diferentes a los de la gente que los rodea, la causa de unos conflictos que terminan en tragedia. Como le ocurrió a Peter Grimes, un pescador al que no veían con buenos ojos los habitantes de una pequeña localidad marinera del Mar del Norte. Sigue leyendo

Dios nos colla confesados

Después de asistir a la ópera “Carmen” en el Teatro Real, recordé la última representación de Wozzeck con el mismo director de escena: Calixto Bieito. En esta ocasión salí del Teatro alucinada, crispada y con el estómago revuelto. En el autobús de regreso a casa, a falta de otra cosa comencé a escribir sobre el mismísimo cuadernillo de la sinopsis lo que pensaba de aquella puesta en escena preguntándome cómo los responsables del Real la habían permitido. Ahora que acabo de comprobar que la escenografía de la ópera “Gloriana” de Briten será llevada a cabo por el mismo escenógrafo, sólo me queda exclamar “Dios nos colla confesados”, expresión utilizada en Galicia cuando las cosas se ponen feas. Sigue leyendo

Una noticia triste


Esta mañana, nada más conectar con la Clásica, me he enterado de la muerte del director de orquesta Jesús López Cobos del que guardo muchos y buenos recuerdos de su paso como director de orquesta por el Teatro de La Zarzuela -en los entrañables años heroicos de la ópera- y el Teatro Real. Ganador del Premio Príncipe de Asturias de las Artes -entre otros muchos galardones- no solo por su brillante trayectoria artística, en la que dejó huella el hecho de haber obtenido la licenciatura en Filosofía y Letras, sino también por su intachable personalida, este músico no fue profeta en su tierra o al menos no lo fue tanto como en el extranjero. Sigue leyendo

Una buena ópera: Street Scene

En un período de quince días asistí en el Teatro Real a dos óperas ambientadas en Estados Unidos: la primera “Dead Man Walking” (comentada en este blog) y la otra, “Street Scene”, de Kurt Weill.

En realidad no sabía a ciencia cierta si aquello que estaba presenciando y escuchando (me refiero a “Street Scene”) se trataba de una obra teatral, una revista musical o una ópera. Fuere lo qué fuese, me encantó. Cada uno es dueño de catalogarla desde su personal punto de vista: para mí resultó una obra grandiosa con los ingredientes propios de una gran ópera actualizada, renovada. Sigue leyendo

Ahí va el Hombre Muerto

Ayer asistí en el Real a la ópera en dos actos “Dead Man Walking” (“Ahí va el hombre muerto”, en el argot de los guardias de las prisiones americanas al referirse a un condenado a la pena máxima en el momento en que es trasladado a la cámara de ejecución), primera ópera del compositor estadounidense Jake Heggie, basada en el libro homónimo de la hermana Helen Prejean que ya había sido adaptado al cine en 1995.

No voy a pararme demasiado en la ficha artística ni el argumento de la obra (basado en un hecho real) de los qué podéis informaros largo y tendido en Internet. Trataré de plasmar mi apreciación personal. Poco más. Sigue leyendo

Para gustos, colores

Se dice que «las comparaciones son odiosas». Pero después de asistir a la ópera Carmen en el Teatro Real, y siendo esta la cuarta interpretación de esta ópera a la que asisto a lo largo de mis muchos años en contacto con la lírica, creo que es lícito comparar, teniendo en cuenta que el arte es evolutivo y que con el paso del tiempo se ven las cosas desde otra perspectiva. Aun valorando estos factores, la última versión a la que asistí es la que sale peor parada. Al menos a mi entender, que no es el de una experta sino el de una simple aficionada, aunque con algunas horas de vuelo. Sigue leyendo

Un excelente programa

Los sábados de 8hs a 9hs de la mañana hay un programa en Radio Clásica —«Maestros cantores»— que recomiendo a todos los amantes de la lírica. Lo descubrí hace un par de semanas y siento no haber dado antes con él, por lo ameno y por lo mucho que me habré perdido, a juzgar por lo poco que he podido escuchar.

descargaPrecisamente hoy me hubiese gustado oír el programa completo, pero me he despertado más tarde de lo acostumbrado y he perdido la mayor parte. Me hubiese gustado haberlo oído completo porque el artista invitado es uno de mis cantantes favoritos: Ruggero Raimondi. Creo que fueron Alfredo Kraus y él los cantantes de ópera que más me hicieron vibrar durante los más de 40 años de asistencia ininterrumpida a eventos líricos. Sigue leyendo